Esto será así porque se cayó la audiencia de apelación que la defensa de esa organización había solicitado. Aunque llamativamente fue el propio defensor, Alfredo Guevara, quien desistió del reclamo.

El letrado había pedido esta instancia, luego de que en marzo pasado, la jueza Cristina Pietrasanta le rechazara un primer pedido de nulidad de los embargos.

Hay que recordar que en 2017, la fiscal Gabriela Chaves ordenó secuestrar una veintena de bienes de miembros de la Tupac, en el marco de una compleja investigación.

La magistrada había imputado a la líder de la agrupación, Nélida Rojas, a su marido, Ramón Martínez y a otras 40 personas (varias de ellas, familiares de Rojas) por estafa, coacción y extorsión.

También los imputó por “asociación ilícita”, lo que llevó a Chaves a ordenar los embargos. Incluso tiene sospechas de “lavado de dinero” y “fraude al Estado”, por usar fondos públicos para comprar los bienes.

En marzo la jueza Pietrasanta rechazó el primer pedido de nulidad de Guevara, entendiendo que era “improcedente”. Él se basaba en un fallo de la 8va. Cámara del Crimen, que en setiembre rechazó la figura de asociación ilícita, algo que Chaves a su vez, apeló a la Suprema Corte.

Pero el Tribunal demora su resolución. En esa demora justifica Guevara su renuncia a la apelación de ayer. “Esperábamos que a esta altura la Corte ya hubiera decidido. Como no ocurrió decidimos esperar a otra oportunidad”, explicó.

OPINÁ

Compartir