A pesar de que el jueves el Fondo Monetario Internacional dio luz verde al crédito por US$ 50.000 millones para la Argentina, la aprobación formal llegará el próximo 20 de junio, cuando se reúne el Directorio del organismo. Y el primer tramo de la línea, de US$ 15.000 millones será girado inmediatamente después de ese visto bueno, según indicaron fuentes conocedoras de los tiempos del FMI.

Los US$ 15.000 millones que vendrán representan 2,3% del PBI. La Argentina debe este año lograr un déficit de 2,7% del PBI para cumplir con las metas de la entidad y de 1,3% en 2019.

El resto de la plata que garantizó el FMI quedará a disposición del Gobierno. La tasa que pagará la Argentina va de 1,96% (los primeros US$ 8.480 millones) a 3, 96% si los desembolsos acumulados superan ese monto y llega a 4,96% si el préstamo se mantiene por encima de ese monto por más de tres años.

El país tendrá tres años de gracia. Esto quiere decir que recién empezará a devolver la plata en 2021. Una vez que finalice ese plazo, cada desembolso del FMI debe pagarse en ocho cuotas trimestrales.

OPINÁ

Compartir