En las siguientes fotografías se podrá leer las declaraciones de Kevin Yair Guerrero y su padre Juan Carlos Guerrero.
Ambos se declaran inocentes y que no tuvieron nada que ver con el crimen, denuncian que la familia Carleti con el dc. Abalos a la cabeza desembolsó grandes sumas de dinero a ediles y hasta ellos mismos para que se declaren culpables además de prometerles 500 mil pesos y una condena muy corta de 5 años en prisión.
Padre e hijo han declarado de igual forma, no hay contradicciones ni mentiras. Se habla del Fiat 600 que fue quemado, sobre el sueldo que la empresaria les pagaba en negro, mucho dinero por todos lados, se mencionan los audios y videos que kevin tuvo que grabar echándose la culpa para salvar su vida que estaba bajo amenaza de muerte por parte de los 3 “caciques del pabellón” que, casualmente, tienen muy buena relación con las partes que defienden a la familia Carleti y muchas cosas mas.

OPINÁ

Compartir